Huele a Halloween 2016

En el Cruz Blanca, un curso más huele a Halloween. Como parte de currículum, debemos dar a conocer las costumbres de otros países, países anglosajones. Y qué mejor manera que el alumnado sea el protagonista.

Las puertas de las aulas van de miedo y la calabazas aún son más terroríficas!!!

El concurso de calabazas se ha convertido en una tradición. Es una actividad muy entrañable pues vemos a padres y abuelos ayudando a los más pequeños a realizar sus trabajos. Se valora muy positivamente que sea el alumnado el que tenga mayor participación en esta actividad. Cuando esto ocurre, las calabazas quedan que «espantan».


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *